MATERNIDAD

BUSCANDO UN BEBE

“Hemos decidido que queremos aumentar la familia”. BIEEEENNN, BIEEEEENNN (aplausos), ha llegado la hora de ponerse a ello. “Esto va a ser lo más divertido” piensas. “Que bien, que no llegue pronto y así nos toque practicar mucho” piensa el otro.

Esta es una de las metas, que cuando te la propones, no piensas en lo difícil o cansado que va a ser el camino, sino que piensas que el camino va a ser lo más divertido.
Pues bien, precisamente en este tema hacemos cosas muy curiosas, que resultan muy divertidas.

Por un lado, tenemos los momentos de sexo intenso, con mucho amor y mucho sentimiento, en el que piensas que ese niño va a salir de un momento increíble de unión y pasión, en el que los dos habéis puesto los cinco sentidos y todo vuestro cariño.

Por otro lado, como los encuentros amorosos aumentan, pasamos también al sexo un poco más divertido, en el que para no resultar tan repetitivo, vas innovando cosas, quizás metiendo juguetitos, técnicas nuevas que has leído o te han contado y que muchas veces llevan a risas y momentazos divertidísimos. (palabras guarras, estriptis)

Y por último, también hay algunos momentos, de sexo controlado. Sobre todo cuando ya llevas mucho tiempo intentándolo, no te quedas embarazada y empiezas a desesperarte.

Son esos momentos en que ya empiezas a calcular tu momento de ovulación, incluso ya te has comprado en la farmacia esas varitas que te dicen cuál es el día óptimo. Además, tú ya te has mirado y comprobado el moco vaginal y te has tomado la temperatura. En ese momento justo donde óvulo, moco y temperatura confluyen, llamas urgentemente a tu pareja, para que deje todo lo que está haciendo y acuda inmediatamente a donde sea que podáis mantener sexo para quedarte embarazada.

Con más prisa que deseo, no vaya a ser que cambie la temperatura vaginal, echáis uno conejero, que más que otra cosa es un mero trámite. Y mientras el otro te da un beso fugaz y se va corriendo a lo que estaba haciendo, que ya me dirás como le explica a su jefe que ha salido un momentito del trabajo para preñar a su mujer, tú te quedas con las piernas en alto en postura de jamón porque te han dicho que así seguro que no falla.

JAJAJAJAJAJA, Es cuanto menos cómico, no me digáis que no.

Bueno, sea cual sea tu caso, que divertido es practicar. Y sobre todo y ante todo que no falte el humor, que nos lo pasemos bien teniendo sexo. Va a ser el momento que más nos una a nuestra pareja y reírse juntos es importante.
Aunque llegue el día del periodo y llegue con ello la decepción, QUE TE QUITEN LO BAILAO, que cuando seas madre echarás de menos esos momentos. jajajajja.

BUEN SEXO HERMOSA.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *